La leyenda que casi acabo con la Industria del cine para Adultos: Tracy Lords

Nora Louise Kuzma, mejor conocida como Tracy Lords es una actriz estadounidense que saltó a la fama al filmar prácticamente la totalidad de su producción pornográfica siendo menor de edad. Esto generó uno de los escándalos judiciales más grandes de la historia del cine pornográfico. Una extraña mezcla de ingenuidad y perversidad la convirtieron en la actriz favorita de millones de aficionados en todo el mundo. La infancia de Nora estuvo marcada por la violencia familiar. A los 12 años se mudó al sur de California junto con su madre y hermanas para escapar de los abusos de su padre alcohólico.

Cuando apenas contaba con 15 abriles y después de un embarazo que concluyó en un aborto, Nora huyó de su casa para refugiarse con un hombre de más de cuarenta años. Poco tiempo después, este sujeto la acompañó a la agencia de modelos de Jim South, una de las más reconocidas en el ambiente porno. Como los productores de material pornográfico no contratan menores de edad, Nora presentó una identificación falsa mientras que su novio se hizo pasar por su padrastro para evitar sospechas. Gracias a su desarrollado aspecto físico engañó al productor Jim South mostrándole un permiso de conducir y un certificado de nacimiento en los que constaba que tenía 20 años para solicitar trabajo como actriz porno. El primer trabajo de la chica, con el nombre de guerra Tracy Lords (Se rebautizó como TracyLords en honor a su actor preferido Jack Lord (de la serie Hawai 5-0) también es el nombre de un personaje que interpreta
Katharine Hepburn en “Historias de Filadelfia”), fue en una sesión fotográfica de sexo simulado, misma que tuvo que interrumpirse cuando la nueva modelo se tomó las cosas demasiado en serio y dejó de simular Trac no actuaba como una dulce quinceañera, tenía una energía fuera de lo normal, el tamaño de sus pezones son únicos y sus gemidos histéricos se volvieron legendarios.. El entusiasmo de Tracy fue bienvenido por los productores de videos porno, que en ese entonces era un mercado en constante expansión, y muy pronto empezaron a darle papeles en producciones como What Gets Me Hot (su primer video) y Joys of Erotica. En realidad, sólo tenía 15 años, aunque su cuerpo fuera el de una joven veinteañera.

Durante los años de la fiebre del vídeo, protagonizó decenas de películas porno, junto a actrices como Ginger Lynn, o actores como John Stagliano y Paul Thomas. Aunque no trabajó más que un par de años en la producción de películas de sexo explícito, su filmografía es más que abundante con un total de 77 peliculas de largometraje y cientos de revistas. De cobrar 200 dólares por día de rodaje, Tracy Lords pasó, en dos intensos años, a fundar su propia productora y ser considerada por el público como la nueva reina del cine X, en dura competencia con Ginger Lynn.

Pero en 1986 el FBI destapó la cloaca allanando su casa en Malibú, consiguiendo pruebas que demostraban que Tracy estaba en el negocio desde que era menor de edad y fue detenida, aunque ya estaba haciendo planes para retirarse del negocio. Cuando Tracy cumplía dieciocho años y alcanzaba la mayoría de edad El escándalo salpicó a todos los estamentos de la industria y Tracy abandonó el porno por la puerta trasera y la industria del porno se sintió traicionada cuando Tracy, para zafarse de la cárcel, alegó que todo había ocurrido en contra de su voluntad….

De inmediato, las autoridades empezaron una investigación que culminó con muchos productores encarcelados, y con casi todas las películas protagonizadas por Tracy siendo retiradas del mercado. Pero esto no acabo ahí. Los estudios y distribuidoras mas grandes ubicados en San jose california, fueron victimas de la caceria de brujas, en la cual destruyeron por completo miles y miles de cintas que se encontraban en sus bodegas asi como muchos originales, encarcelaron a actores, actrices, productores y los mas afortunados se autoexiliaron a europa. Las perdidas fueron millonarias, y esto llevo prácticamente a la quiebra a varios de los mas grandes emporios del cine porno. El retroceso fue obvio, ya que las producciones para adultos alcanzaban ya un nivel si no hollywoodense muy por encima del cine de bajo presupuesto. La auscencia de producciones se dejo ver en los años siguientes e incluso este fue uno de los factores determinantes para que el porno gonzo y el porno amateur alcanzara su alto nivel de popularidad. Gente como Ed Powers empobrecidos por el daño colateral lcausado y con solo una cámara de video comenzaron a filmar a chicas amateurs en cuartos de hoteles baratos para poder continuar con su oficio de pornógrafos, ya que las leyes se endurecieron y no era posible conseguir licencias de filmación de cine para adultos (esto es algo que continua en California).

Todo ese glamour de las escenas frente a grandes chimeneas en mansiones de ensueño, o en paradisiacos sets, se fue al olvido por algunos años. En el momento del escándalo, Traci se encontraba en Francia, filmando lo que sería su último film pornográfico: “Traci I Love You”. Esta cinta es la única película pornográfica que se puede comprar legalmente en Estados Unidos, lo que report